feat0

Parsis: la religión amable

Son los Parsis, una comunidad religiosa que viajó desde Persia (Iran) hasta la India hace de ello mil años. Son muy pocos; una gota entre un océano de Hindúes, pero tienen un extraordinario poder económico, industrial y cultural en este formidable país. Su religión se pierde en la memoria de la humanidad. Su Dios se llama Aura-Mazda y su profeta, Zaratustra. Practican una religión amable y solidaria que tiene, en cambio, reservado el derecho de admisión; no hacen apostolado, de tal forma que solo es Parsi quién nace Parsi. Los perritos son para ellos animales sagrados........

Leer Más
feat2

La apasionante vida de las hormigas. Amor y guerra en el hormiguero

La vida de Sonia no es nada fácil. Su madre no la puede atender como ella se merece. No es de extrañar, Sonia tiene veinte millones de hermanos. Sonia es una hormiga y la sorprendemos en un momento importante de su vida: se muda de casa. Esta es la Primera Parte de un viaje al mundo de las hormigas del que nos encontramos tan satisfechos que se encuentra entre nuestros favoritos. No es para menos, estos seres diminutos serían los dueños del planeta si no tuvieran tantos enemigos. La fotografía es de Andrey Pavlov

Leer Más
feat3

Venenos. Envenenadores y envenenados.

Os presentamos la serie Veneno. Unas entradas (post) de los que estamos bien satisfechos. Nos ha costado lo suyo pero ha merecido la pena. Después de documentarnos como lo hemos hecho no somos ya los mismos. Pensamos que las sepulturas están llenas de pobres infelices a los que alguién, que no les quería nada, les ha enviado al otro mundo antes de lo que era menester. Y no son casos contados, son miles, decenas de miles.........quién sabe. En cualquier caso bastantes más de los que pensamos ¿Exageramos? Bueno, juzga tu mismo y lee

Leer Más
feat4

La historia del pañal

Estos pantalones sin entrepierna que utilizan los niños de corta edad en China se llaman "kaidangku" y tienen ya un largo recorrido. Al parecer se utilizan en China desde la época de Mao. Están en vías de extinción y poco a poco son sustituidos por los pañales desechables. En Occidente, sin embargo, los pañales de un sólo uso se ven cuestionados y regresa el pañal reutilizable...

Leer Más
feat5

Marca España: Una historia de ovejitas

La epopeya de esta ovejita no tiene nombre. Fueron dueñas de La Península Ibérica durante siglos. Cuidadas y mimadas hasta la extenuación. Protegidas con celo por Reyes y pastores pues su lana se consideraba y se considera única. Víctima de secuestros y tráfico ilegal con el proposito de conseguir suficientes ejemplares para asegurarse su reproducción. Estimada como pocas especies en Argentina y Australia. Es una institución en Nueva Zelanda donde ya la consideran una especie propia. Es la oveja merina española, un animalito que ha conquistado el mundo. La foto es de National Geographic

Leer Más

China y Oriente. Cultura. Aquilaria. La madera herida


El árbol de la aquilaria es hasta cierto punto sorprendente, nada especial le hace destacar entre la maraña vegetal de las intricadas forestas de las zonas tropicales de donde es originario, en un arco que abarcaría amplias contextos geográficos del sudeste asiático y puntualmente en Centroamerica. Su madera, anodina, sufre una transformación cuando enferma pues ante la agresión de los hongos genera un resina que impregna el duramen generando de esta forma la codiciada madera aromática. No es posible determinar a simple vista los ejemplares de aquilaria patológicos por lo que es preciso herir el duramen para determinar la presencia de la oleo-resina dándose con frecuencia el caso de que el propio corazón del tronco es inodoro. Esta estimada fragancia es en definitiva el resultado de un árbol herido Una peculiar característica de la madera enferma y aromatizada es que oscurece y se hace mas pesada por lo que pierde flotabilidad. Las leyendas japonesas hablan precisamente de que esta fue la forma, mas precisamente: una de las formas,  en la que la aquilaria penetro en las islas en el siglo VI reinando la emperatriz Suiko. Un gran trozo de árbol llamó la atención de los pescadores de la isla de Awaji porque se encontraba sumergido en la proximidad de la costa, eran los restos de un árbol del aloe, al que los sencillos pescadores no pensaron en dar mas uso que el de utilizarlo para calentar sus hogares, pero a la vista del beneficioso olor que proporcionaba al calentarse decidieron ofrecérselo como presente a la emperatriz. Que esto fuera tal y como lo referimos puede ponerse en cuestión, pero es bien cierto que el valor del aceite de agar decuplicaba al del aceite de sándalo, ya  suficientemente apreciado. Es preciso tener en cuenta que solo  el uno por ciento de los troncos presenta esta anomalía y que se precisan decenas de años para que la madera se embeba de su propia resina, por lo que cualitativamente el mejor producto es aquel que proviene de una goma mas antigua. 

Akshamala o rosario budista elaborado con madera de agar
Akshamala o rosario budista elaborado con madera de agar

     Muchos autores sostienen que la expansión del budismo por Asia vino a implementar allá donde no existía, y a enriquecer donde ya había echado raíces la cultura del incienso. No es pues esquiva a esta directriz la conservación de varios recetarios incensales en monasterios budistas en los que la madera de agar  hace acto de presencia, si bien en una mixtura con tan numerosos  ingredientes que no podemos asegurar solo por estos testimonios si hubo un momento en la historia de China en la que la alquilaria ocupó un lugar preeminente. Pero los hechos hablan por sí solos,  es cierto que en el decurso de la dinastía Tang [618-907] tenida por los historiadores  como una etapa dorada de la cultura, la madera de aloe y sus derivados tuvo una gran estima. Desde luego las narices mas delicadas, y en la esplendora corte de los Tang había muchas, notaban en la alquilaria la remembranza de notas leñosas y frutales pero también una evocativa inspiración de otros potentes aromáticos como el almizcle. La terquedad de su olor era bien recibida  en otros formatos cosméticos como las cremas y las pomadas labiales, incluso un colutorio dental utilizaba polvo de aloe. Si se nos apura incluso encontramos en los bastidores de la cama que la Emperatriz  Zhao Feiyan [36 a. C -1 d. C] utilizaba en sus desplazamientos junto a su esposo el muy promiscuo Emperador HanXiao Cheng [51 a. C - 7 d C] la madera de aloe con la que estaban elaborados . 
     De este periodo, el Han[220 a. C 280 d. C] , se destacaba ya el interés de los gabinetes aromáticos de los emperadores por el ímpetu de los aloes  en los  preparados incensales. No hay duda de que las propiedades físicas de esta madera, su densidad en particular,  eran bien conocidas y ello a la vista del nombre por el que eran conocidos no solo en el ámbito idiomático chino sino también en la India y Japón, en China se la conocía como Chenxiang, es decir  incienso que se hunde. La madera de aquilaria era tan estimada que no cabía mayor honor que emprender el camino del descanso eterno en el interior de un ataúd elaborado con ella, estos féretros solo podían estar al alcance de personajes eminentes como aquellos guerreros muertos en las infinitas escaramuzas y conflictos acontencidos al final del periodo Han.

La pequeña escultura y la elaboración de fornituras en la cultura Oriental con madera de Agar es frecuente y posee un gran valor. No olvidemos que la buena madera de agar se cotiza por encima del oro

      El esplendor de los Han  alimentaria una potente sociedad civil [paralela temporalmente a la del Imperio Romano] exigente y ávida de productos exóticos y exclusivos, tal es así que utilizaban el aceite de agar disuelto en agua para lavarse la cara. Para satisfacer las vigorosas necesidades cosméticas de estos colectivos privilegiados, además de la ubicua farmacopea y sus aplicaciones médicas, hubo un autentico desbordamiento de comerciantes hacia las regiones del Sur. Un motivado ejercito de emprendedores a la vista de la escasez y el precio alcanzado por los aloes, Su destino en particular era  la conocida como Conchinchina la actual Vietnam donde encontraron ejemplares de alta calidad del árbol de la aquilaria.  Esta explotación se mantuvo no obstante los frecuentes avatares de la historia,  y ya en el periodo Song [960-1279] se había elaborado un minucioso prontuario sobre las riquezas aromáticas del Sur,  determinando las zonas y los ejemplares más adecuados y rentables a la vista de que el proceso fitopatologico que hacia tan rentable la planta era ya conocido. Algunos textos se ocuparon de identificar los mejores ejemplares en las selvas de la actual Camboya aunque la calidad del duramen del antiguo reino de Champa [Sur de Vietnam] no se puso nunca en cuestión, tal y como posteriormente corroboro Marco Polo en su diario de viaje. Este texto confirma también que la madera es mas estimable cuanto mas oscura se presenta. Otro autor europeo,  Luis de Camoes [1524-1580], el gran poeta portugués, refleja en su epopeya Os Luisiadas su reconocimiento a esta madera de Champá. 
     El apetito de China por el agar llevaría incluso a la explotación de una variedad conocida como aquilaria sinenensis, bien es verdad que  menos reputada olfativamente, en la desembocadura del rio Guangdong que bordea la ciudad de Canton,  en los territorios ocupados actualmente por la isla de Hong Kong de esto sucedió  ya en la dinastia Song [619-970 d. C] abandonandose a la esperanza por controlar todo el mercado chino, indio y árabe. La isla, anclada estratégicamente en el estuario del Guangdong recibe su nombre: “isla fragante” del intenso trafico de aloes.  Los comerciantes árabes hicieron verdaderas locuras por el acopio de aquilaria en sus barcos, pero se inclinaban preferentemente por su aceite, conocido como oudh